Sistema de llenado al vacío y dosificación a presión para aluminio fundido

El sistema Al Serve fue desarrollado por HOEI METAL Co. y es distribuido en mercados seleccionados por Lethiguel. Este sistema, que incorpora una cuchara de transporte, permite el transporte de aluminio líquido y operaciones de rellenado de hornos de mantenimiento.

Vista general del sistema de dosificación a presión

El aluminio fundido se transfiere de un horno de fusión a una cuchara de transporte presurizada y luego a cualquier máquina de fundición a presión sin contacto con el aire.

El sistema de dosificación a presión puede ser empotrado en la carretilla elevadora o no, varias configuraciones están disponibles para organizar la solución correspondiente a el uso y aplicación.

Liquid metal transfer with a sealed ladle offers an important safety during transits (no splashes) and drastically brings down the oxide and dross formation.

Al llenar la cuchara de transporte, se genera una media de 5,2 kg de óxido por tonelada con un sistema de vertido estándar. Con el sistema de llenado Al Serve, esta cifra se reduce hasta los 0,9 kg por tonelada.

Cuatro pasos

al serve steps 1

Precalentamiento de la cuchara de transporte de aluminio fundido

La cuchara se precalienta antes de su uso. Atención: por norma general, cuando se descuida el precalentamiento, pueden ocurrir problemas relacionados con la temperatura. Lethiguel y Hoei han llevado a cabo pruebas para definir el proceso de sinterización perfecto para Al Serve.

Trasvase del aluminio fundido del horno de fusión a una cuchara

El aluminio fundido procedente del horno de fusión pasa a través de una tubería mediante la descompresión del interior de la cuchara de transporte. El trasvase se detiene automáticamente detectando el nivel de metal fundido en la cuchara de transporte.

Transferencia del aluminio fundido de la cuchara de transporte a una máquina de fundición a presión

Al presurizar el interior de la cuchara de transporte mediante aire comprimido se vierte el aluminio fundido a través de una tubería. La presión aplicada se controla en función del peso del metal fundido en el interior de la cuchara. De nuevo, el límite inferior del metal fundido dentro de la cuchara de transporte se detecta mediante un dispositivo de medición. Como alternativa, el proceso puede detenerse automáticamente con una alarma cuando la máquina de fundición a presión alcanza su máxima capacidad.

Dosificación del aluminio mediante presión

  • Sistema más seguro que las cucharas basculantes convencionales: no es necesario elevar la cuchara ni rotarla
  • Se reduce la cantidad de inclusiones de óxido puesto que se minimiza la exposición del metal al aire
  • Se disminuye drásticamente la cantidad de desechos (5 kg/tonelada)
  • Manejo sencillo que no requiere mano de obra cualificada
  • Tanto las operaciones de llenado como las de dosificación se realizan con un solo dispositivo, mejorando así la eficiencia y la productividad.